El presidente electo de Perú Ollanta Humala destacó el miércoles que "es necesario mirar para adelante" en las relaciones con Chile, pese al litigio marítimo fronterizo que se ventila en la Corte Internacional de Justicia de La Haya.

Señaló que esa mirada implica "resolver como hermanos todos estos problemas que son comunes entre ambos países".

Humala, quien era mirado con reservas en Chile por dirigentes políticos oficialistas e incluso algunos de oposición por su proclamado nacionalismo, señaló que "podemos trabajar desde un principio en un proceso de integración, de unidad, que es lo que requieren nuestros pueblos".

Perú demandó en 2008 a Chile alegando la inexistencia de límites marítimos. Chile respondió que los límites están establecidos en tratados internacionales de 1952 y 1954, pero Perú sostiene que aquellos fueron acuerdos sobre zonas de pesca y no tratados de límites.

Su colega Sebastián Piñera, a su vez, destacó la cultura, las tradiciones y los valores que comparten chilenos y peruanos.

"Tenemos un presente lleno de desafíos y hemos concordado con el presidente Ollanta Humala que estamos en guerra, en guerra contra la pobreza, la ignorancia, el subdesarrollo y la droga y esa guerra la vamos a dar mejor si nos unimos", dijo.

Resaltó también las inversiones peruanas en Chile, que alcanzan 2.500 millones de dólares, y los recursos chilenos invertidos en Perú, que suman 10.000 millones de dólares.

Dijo que en la hora y media que estuvieron reunidos conversaron sobre muchos temas, como la integración, las inversiones, energéticos y sobre la Alianza del Pacífico, entre otros.

Asimismo, dialogaron sobre protección pesquera y el reconocimiento en Chile de los estudios de los miles de peruanos que emigraron a este país.

El mandatario chileno recordó que este miércoles es el cumpleaños de una hija de Humala y le aconsejó un pronto regreso a Perú para "cumplir sus deberes de padre".

Humala le devolvió la broma refiriéndose al árbol genealógico que le mostró Piñera, según el cual desciende del inca Huayna Cápac. "Estamos pensando, le hemos propuesto darle también una ciudadanía", afirmó Humala.

Al término del encuentro Piñera agasajó con un almuerzo a Humala y su esposa, al que fueron invitados dirigentes políticos de todos los sectores. Humala regresaba a Lima en horas de la tarde.