Entre los años 2003 y 2009 la pobreza en Paraguay se redujo de 44% a 35% mientras que la franja de personas en situación de pobreza extrema bajó de 20% a 18,8%, según un informe del Banco Mundial divulgado el miércoles.

El documento denominado "Paraguay, determinantes y desafíos para la reducción de la pobreza", entregado a la prensa por la oficina local del banco indicó que en Paraguay "la brecha de desigualdad entre los más ricos y más pobres se reduce pero a un ritmo muy lento".

Con relación a las fuentes laborales, el informe señaló que "las mujeres y los jóvenes son los que menos tienen posibilidades de empleo en Paraguay".

El obstáculo sigue siendo "la discriminación contra el género femenino a la hora de conseguir empleo, mientras que los jóvenes tienen un problema de educación".

Refiriéndose al déficit educacional, el Banco Mundial indicó que "la asistencia escolar de los jóvenes de entre 6 y 12 años es casi universal (98, pero a partir de los 12 años disminuye, llegando a menos del 50%. En el 2010, 360.000 jóvenes no asistieron a la educación media".

Aunque el Banco Mundial no cuantificó la cantidad de pobres, el Banco Central señala que son dos millones de individuos.

Por otra parte, la dirección de estadísticas y censos, dependiente del palacio de gobierno, confirmó que en 2012 se hará el censo nacional de población y vivienda sobre 6,3 millones de habitantes. En diciembre de 2013 se difundirán los resultados.