La Comisión Nacional de Refugiados (Conare) de Paraguay ratificó la condición de protegido político concedida en enero a Mario Cossío, ex gobernador del departamento boliviano de Tarija.

El diputado Daniel Fleitas del opositor partido Unace informó el miércoles que en la última reunión de la Conare realizada el martes pasado "no sólo se confirmó el refugio para Cossío sino, además, para su esposa, dos hijas suyas, un yerno y el ex asesor de la gobernación de Tarija Rubén Ardaya".

En las próximas semanas, Conare analizará otro pedido de refugio político presentado por familiares de Ardaya.

El 18 de enero Conare otorgó refugio a Cossío por cuatro años con opción de extenderse si decidiera eventualmente radicarse en Paraguay.

Mientras dure su condición de protegido no podrá realizar actividad política partidaria ni declaraciones de carácter político.

Cossío había sido destituido en diciembre del cargo de gobernador de Tarija después de que un fiscal presentó cargos en su contra por "corrupción pública". El ex gobernador dijo que se trató de un golpe de Estado orquestado por el presidente Evo Morales.