Fuerzas de seguridad arrestaron el jueves a cientos hombres en una provincia del noroeste de Siria que había estado asediada durante una semana, informó un activista de derechos humanos.

Mustafá Osso informó que los arrestos están concentrados principalmente en el área de Jisr al-Shughour, el pueblo de Maaret al-Numan y villas cercanas.

Agregó que los soldados abrieron fuego en la madrugada del jueves en las afueras de Maaret al-Numan, un poblado de 100.000 personas que está en una carretera que une a Damasco con Aleppo, la segunda ciudad más grande de Siria. No se reportaron bajas.

El presidente Bashar Assad ha ordenado al ejército aplastar una revuelta popular en contra de su gobierno autoritario. Activistas de derechos humanos reportan que más de 1.400 sirios han muerto desde que iniciaron las revueltas a mediados de marzo.