El bateador designado dominicano David Ortiz nuevamente jugó con un bate explosivo, que le permite llegar a 16 cuadrangulares en la campaña y brillar con luz propia en la jornada del béisbol profesional de las Grandes Ligas.

Aunque está en campo ajeno, Ortiz mantiene el poder de su bate y nuevamente acaparó los reflectores en las mayores al conectar otro cuadrangular para el octavo triunfo consecutivo de los Medias Rojas de Boston, que vencieron 16-4 a los Azulejos de Toronto.

Ortiz sumó su cuadrangular 16 en lo que va de campaña al pegar de vuelta entera llevando a dos compañeros en las almohadillas.

El designado dominicano ligó jonrón al superar los lanzamientos del relevo Jason Frazor.

El dominicano cazó a Frazor para remolcar al segunda base Dustin Pedroia y al primera base mexicano Adrián González con batazo que alcanzó los 363 pies (110 metros) por el jardín derecho.

Por los Azulejos, el bateador designado dominicano Edwin Encarnación (2) pegó de vuelta entera en el sexto episodio llevando a un corredor en el camino sobre los lanzamientos de John Lackey.

Si Ortiz brilló con el poder de su bate, su compatriota Bartolo Colón lo hizo en la lomita aunque resultó lesionado en el triunfo de los Yanquis de Nueva York por 4-0 sobre los Indios de Cleveland.

La victoria le correspondió a Colón (5-3) en seis entradas y dos tercios, permitió dos imparables, dio una base y ponchó a seis, pero tuvo que bajar de la lomita debido a que se lastimó el muslo izquierdo mientras cubría la primera base durante el séptimo episodio.

El guardabosques derecho de los Indios, el surcoreano Shin-Soo Choo, pegó rodado a la cuenta de 1-2 hacia la primera base y Colón fue a cubrir la primera almohadilla, pero resultó lesionado.

Colón lanzó seis episodios y dos tercios, permitió dos imparables, dio una base y ponchó a seis y tuvo que ser reemplazado por David Robertson.

El dominicano abandonó el campo de juego cuando los Yanquis ganaban 2-0 y consiguió su tercer triunfo en el mismo número de salidas.

Otro dominicano protagonista con el bate fue el parador en corto Jhonny Peralta, que pegó de vuelta entera y los Tigres de Detroit vencieron 8-1 a los Marineros de Seattle.

Peralta (9) conectó toletazo de cuatro esquinas en el sexto episodio llevando a un corredor en el camino.

El dominicano superó los lanzamientos de su compatriota el abridor Michael Pineda para desaparecer la pelota cuando había sólo un out en ese episodio.

El bateador designado venezolano Víctor Martínez se fue con tres hits y dos remolcadas para llegar a 34 impulsadas en la campaña.

Con menos cantidad de jonrones, pero usando el mismo poder ofensivo, el receptor puertorriqueño Ramón Castro conectó jonrón y los Medias Blancas de Chicago derrotaron 3-2 a los Atléticos de Oakland.

Castro (3) jonroneó en el cuarto episodio sin corredores en circulación.

El boricua conectó por todo lo alto del jardín izquierdo sobre los lanzamientos del abridor Gio González, sin outs en la pizarra.

En el camino de la producción, el parador en corto dominicano Alexi Casilla ayudó a los Mellizos de Minnesota a conseguir un triunfo por 8-1 sobre los Vigilantes de Texas.

Casilla se encargó de representar el ataque al pegar tres incogibles y anotar dos de las ocho anotaciones de los Mellizos.

En ese mismo apartado, el parador en corto dominicano Erick Aybar representó el ataque con tres carreras remolcadas y llevó a los Angelinos de Los Ángeles a un triunfo por 7-5 sobre los Reales de Kansas City.

Aybar llegó a 24 carreras remolcadas después de que se fue con 4-1, al pegar triple impulsador de tres anotaciones en el segundo episodio para darle movilidad a la pizarra.

En la lomita también se hizo presente el trabajo del relevo dominicano Juan Cruz (4-0), que llevó a los Rays de Tampa Bay a un triunfo por 7-5 sobre los Orioles de Baltimore.

El triunfo se lo apuntó Cruz (4-0) en dos tercios de episodio, ponchando a uno.

Cruz dominó a dos enemigos con ocho envíos, seis de ellos perfectos y dejó en 3,52 su promedio de efectividad.