La economía venezolana crecerá este año en "al menos" un 5 por ciento, más del doble del 2 por ciento previsto en el presupuesto fiscal anual, dijo hoy el presidente del estatal Instituto Nacional de Estadística (INE), Elías Eljuri.

"Vamos hacia un crecimiento que, a pesar que en el presupuesto está en un 2 por ciento, va a ser de al menos un 5 por ciento", declaró el funcionario en una entrevista con el canal Televen de la red privada de televisión.

Con un precio de venta de alrededor de cien dólares por barril del petróleo venezolano, principal fuente de divisas de Venezuela, el presidente del país, Hugo Chávez, pronosticó a inicios de abril pasado que la economía venezolana crecerá un 4 por ciento en 2011.

La economía del país suramericano ya reportó un crecimiento de un 4,5 por ciento en el primer trimestre de este año en relación al mismo período del año pasado, lo que marca un cambio de tendencia con relación a la caída de un 1,7 por ciento registrada en 2010 y al decrecimiento de un 3,3 por ciento en 2009.

El presupuesto fiscal venezolano para 2011, que asciende al equivalente a 88.786 millones de dólares, está financiando principalmente con los ingresos de los impuestos internos y los procedentes de la exportación de petróleo.

El presupuesto estima un precio de venta de 40 dólares por barril exportado, menos de la mitad del precio registrado en el mercado.

El ministro de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez, destacó en abril pasado que el Gobierno se ha dotado de un "poderoso instrumento" con la sanción de una nueva ley que prevé alícuotas millonarias para el Estado de las empresas petroleras que operan en el país en caso de mantenerse los "exorbitantes" precios del crudo.

El presidente venezolano informó ese mes de la aprobación de una ley, en el marco de las atribuciones legislativas que le concedió el Parlamento, para que cuando "los precios exorbitantes" del crudo se sitúen entre los 70 y los 90 dólares por barril, el 80 % vaya directamente al gubernamental Fondo de Desarrollo Nacional.

Si el precio del barril se ubica entre 90 y 100 dólares, el abono de las operadoras será del 90 % del excedente (sobre los 40 dólares) y cuando supera los 100 dólares, la alícuota sube al 95 % del excedente, dice la norma.

Pese a ello, el Gobierno de Chávez fue autorizado el jueves pasado por el Parlamento a contraer deudas hasta por unos 10.465 millones de dólares, monto adicional al equivalente a los 12.558 millones de dólares presupuestados como deuda para 2011.

"El presidente Chávez está pidiendo un crédito, que podemos pagar (...) porque Venezuela tiene hoy una economía fuerte, porque el ingreso nacional petrolero nos pertenece a todos (...) y porque Venezuela va a tener cada día mayores ingresos", dijo un día después el vicepresidente venezolano, Elías Jaua.

Chávez adujo la necesidad de esos fondos principalmente para apuntalar un proyecto gubernamental de masiva construcción de viviendas populares, para ayudar a los agricultores afectados por las lluvias y para impulsar el empleo.