Al menos tres personas, entre ellas un alto mando de la Policía, murieron hoy y otras 12 resultaron heridas en un atentado suicida contra las fuerzas de seguridad en el conflictivo este de Afganistán, informó una fuente oficial.

El portavoz del Ministerio afgano del Interior, Sediq Sediqi, explicó a Efe que el ataque se produjo en torno a las 07.00 hora local (02.30 GMT) en la localidad de Khost, capital de una provincia homónima fronteriza con Pakistán.

Un suicida hizo estallar la carga explosiva que portaba adherida a su cuerpo frente al vehículo en que se desplazaba el jefe provincial de la unidad de intervención rápida de la Policía, coronel Mohamed Zahir.

En el atentado falleció, además de Zahir, otro miembro de las fuerzas de seguridad, al tiempo que doce personas resultaron heridas, según el portavoz de Interior.

La agencia afgana AIP, que citó fuentes médicas, precisó que uno de los fallecidos es un menor y elevó la cifra de heridos a 23, entre los cuales se halla también un número indeterminado de civiles.

Aunque tiene presencia en todo el país centroasiático, la insurgencia talibán es especialmente activa en el cinturón suroriental, donde predomina la etnia pastún, la propia de los talibanes.