Tres salidas nulas mermaron el potencial del estadounidense Tyson Gay, cuya discreta puesta en marcha le costó la derrota ante el jamaicano Steve Mullings en los 100 metros de la reunión de la Liga de Diamante de Nueva York.

En una jornada con lluvia y viento, la prueba estelar deparó la inesperada derrota del atleta más rápido del año (9.79 en Clermont, Florida), que acusó más de lo esperado las salidas nulas de sus compatriotas Rae Monzavous Edwards y Travis Padgett y el trinitense Richard Thompson.

Su velocidad de reacción fue la misma que la de Mullings (0.154), pero los primeros apoyos del jamaicano le concedieron una ventaja importante, tanto que, pese a la poderosa remontada de Gay en la segunda mitad de la carrera, no le valió para hacerse con el triunfo, aunque la victoria del caribeño fue por milésimas al terminar ambos con un crono de 10.26.

Por las condiciones y el viento adverso de -3,4 m/s la marca se sabía que iba a ser lo de menos en el Icahn Stadium, pero no la derrota ante el sexto más rápido de todos los tiempos y compatriota del rey Usain Bolt.

La sueca Emma Green protagonizó otra de las grandes sorpresas del día, al imponerse en salto de altura con una marca de 1,94 por delante de la gran dominadora del panorama mundial, la croata Blanka Vlasic, quien se tuvo que conformar con el segundo puesto con 1,90 en su debut en Estados Unidos.

La balcánica comenzó con un fallo sobre 1,82, altura que solventó a la segunda. Luego estuvo firme en 1,86 y 1,90, pero no pudo con 1,94, que la nórdica superó también en el segundo salto.

Dos de las grandes figuras del atletismo francés y mundial, el pertiguista Renaud Lavillenie y el triplista Teddy Tamgho, también fracasaron en Nueva York.

Lavillenie, líder mundial con 5,83, erró los tres intentos al intentar rebasar el listón en 5,42, y acabó de forma drástica y prematura un concurso que ganó su compatriota Romain Mesnil con 5,52, la misma marca que el estadounidense Brad Walker.

Tamgho, campeón mundial bajo techo, tan solo consiguió 15,55 en el triple salto, lo que no le dio opción de pasar a la mejora. Venció el campeón mundial al aire libre, el británico Phillips Idowu, con 16,67, 38 centímetros más que el sueco Christian Olsson, otra de las referencias de esta prueba en los últimos años.

El puertorriqueño Javier Culson fue el más rápido en los 400 vallas con 48.50, por delante de Bershawn Jackson (48.55), y en la vuelta lisa el estadounidense Jeremy Wariner, que busca recobrar el protagonismo perdido, venció con un tiempo de 45.15. El paralímpico sudafricano Oscar Pistorius fue quinto con 45.69.

El etíope Dejen Gebremeskel se llevó el triunfo en los 5.000 metros (13:05.22), al ganar en el esprint al multicampeón estadounidense Bernard Lagat (13:05.46) y al etíope Tariku Bekele (13:06.06). El mexicano Juan Luis Barrios fue quinto con mejor marca personal, 13:09.81.

La norteamericana Allyson Felix confirmó su dominio en el doble hectómetro y ganó con un tiempo de 22.92, en tanto que el keniano Alfred Kirwa Yego (1:46.57) pudo con el campeón mundial de 800, el sudafricano Mbulaeni Mulaudzi (1:46.68), y el sudanés Abubaker Kaki no terminó.

La plusmarquista mundial de 3.000 obstáculos, la rusa Gulnara Samitova-Galkina, fue tercera con 9:29.75, a más de dos segundos de la ganadora, la keniana Milcah Chemos (9:27.29).