Santiago de Chile, 11 jun (EFE.- Unas 4.000 personas marcharon en la noche del viernes por las calles de Santiago en protesta por la aprobación del megaproyecto HidroAysén, impulsado por la filial chilena de Endesa, que contempla la construcción de cinco represas en La Patagonia.

Carabineros consultados por Efe señalaron que sólo fue detenida una persona, después de que algunos exaltados atacaran a varios periodistas y camarógrafos de canales de la televisión chilena.

Los manifestantes caminaron desde la tradicional plaza Italia, en Santiago, hasta el Palacio de la Moneda, sede del Ejecutivo, donde los organizadores de la marcha entregaron una carta dirigida al presidente Sebastián Piñera.

El dirigente del Grupo Acción Ecológica, Luis Mariano Rendón, dijo a los periodistas que, si el Consejo de ministros aprueba el proyecto HidroAysén, no se descarta organizar un paro nacional "que sería la respuesta que tendría la gente frente a la decisión del Ejecutivo de sacrificar la Patagonia".

"Si Piñera no escucha el clamor de la ciudadanía, si quiere esas represas, si desea sacrificar los intereses de Chile en favor de las transnacionales, el pueblo chileno sabrá reaccionar", enfatizó el dirigente ambientalista.

Al igual que anteriores manifestaciones, en la iniciativa participaron jóvenes, adultos, niños, representantes de diversos organismos ambientales y grupos artísticos.

El Prefecto de Carabineros, Víctor Tapia, estimó en cerca de 4.000 los asistentes a la marcha y destacó que no se registraran incidentes mayores.

En tanto, el presidente de la Asociación Nacional de Empleados Fiscales (Anef), Raúl de la Puente, expresó que los trabajadores apoyan la conservación de la naturaleza, mientras la presidenta de la Federación de Estudiantes de Chile, Camila Vallejos resaltó la relevancia de la participación ciudadana en rechazo al proyecto energético.

Los manifestantes finalizaron la marcha con algunos actos culturales en los alrededores de la Plaza Los Héroes, situada a unas cuatro manzanas de la sede del Ejecutivo.

El proyecto HidroAysén, aprobado a principios de mayo pasado, contempla la construcción de cinco embalses en el cauce de los ríos Pascua y Baker, en la Patagonia chilena, con una inversión de 3.200 millones de dólares, y prevé generar en total una media anual de 18.430 gigavatios por hora.