Aviones estadounidenses lanzaron un ataque en el sur de Yemen, la semana pasada, para evitar que la rama de al-Qaida en ese país aproveche la turbulencia política que impera ahí, informaron el jueves funcionarios en Washington.

Los funcionarios dijeron que el ataque de cazabombarderos estadounidenses, realizado el viernes pasado, mató a un miembro de rango mediano de al-Qaida, llamado Abú Alí al-Hariti, y a otros seguidores.

La ofensiva siguió a un ataque de un avión no tripulado que, debido a una falla técnica, no logró alcanzar al clérigo de al-Qaida, Anwar al-Awlaki, nacido en Estados Unidos, el 5 de mayo, dijeron dos funcionarios estadounidenses, quienes hablaron a condición de permanecer anónimos para hablar sobre operaciones secretas.

Según los funcionarios, ninguno de los ataques fue parte de un cambio en la política o de una intensificación intencional de las operaciones antiterrorismo, sino que fueron lanzados tras la obtención de datos de inteligencia que llevaron a esos blancos.

"Estas operaciones no han sido intensificadas", dijo un funcionario. "Dependen de la disponibilidad de información adecuada en el momento oportuno".

Aunque no confirmó el ataque, el director de la CIA, Leon Panetta, dijo que su agencia y operadores especiales de elite de Estados Unidos seguían trabajando con el gobierno yemení para mantener a raya a los milicianos, pese a la revuelta que prosigue en busca del derrocamiento del presidente Alí Abdalá Salé. Funcionarios estadounidenses dijeron que la organización al-Qaida en la Península arábiga trataba de aprovechar la situación para organizar más atentados.

El grupo ha estado detrás de algunos de los atentados terroristas recientes dirigidos contra Estados unidos, incluido el plan del año pasado para colocar artefactos explosivos en aviones de carga con destino al país y el intento por derribar una aeronave comercial que se dirigía a Detroit en el 2009.

"Aunque evidentemente... la situación es incierta y preocupante respecto del combate al terrorismo, en buena medida continuamos nuestras operaciones", dijo Panetta el jueves, en su audiencia de ratificación en el Senado para ser el próximo secretario de la Defensa.