El gobierno actual busca privilegiar el bienestar del ser humano, al revés de lo que ocurría en el pasado cuando "había que rendir pleitesía al capital financiero", dijo el miércoles la ministra de Coordinación de Política Económica, Katiuska King.

El gobierno del presidente Rafael Correa, que se define como cristiano de izquierda, está trabajando "en un política que privilegie el gasto social, la competitividad sistémica para que se puedan generar mayores inversiones a futuro", dijo King en declaraciones a la red de televisión Teleamazonas.

"El énfasis de la política económica busca privilegiar al ser humano por encima del capital, este es el énfasis, el cambio de rumbo que estamos planteando mientras que antes había que rendir pleitesía al capital financiero que no toma en cuenta a las personas", afirmó la ministra.

Correa critica con cierta frecuencia a organismos como el Fondo Monetario Internacional, a cuyo representante expulsó del país en el 2007. También ha dicho que el Banco Mundial es defensor del "gran capital especulativo financiero" y lo señala como causante "de la gran debacle de América Latina".

King destacó además que otro de los propósitos del gobierno es "cambiar la matriz productiva, queremos pasar de ser un país primario exportador a ser un país ... exportador de bioconocimiento y servicios turísticos y para eso los servicios, juegan un rol fundamental, así como también para la consolidación de la industria nacional".