Estados Unidos se impuso con autoridad 2-0 sobre Canadá, mientras que Panamá se complicó al final el martes para vencer 3-2 a Guadalupe al poner en marcha el Grupo C de la Copa de Oro.

Durante 60 minutos, Panamá dominó a su antojo el duelo contra Guadalupe con una ventaja de 3-0. Pero en la última media hora tuvo que sufrir lo indecible para evitar lo que hubiese sido un penoso empate ante un rival que jugó todo el segundo tiempo en inferioridad numérica.

"Nos complicamos al final del partido y no debió ser", dijo el técnico panameño Julio César Dely Valdés. "Teníamos el partido controlado, pero sufrimos al final".

Goles de Blas Pérez y Luis Tejada a los 22 y 24 minutos, respectivamente, adelantaron a Panamá. El de Tejada fue el mejor del duelo, al desairar a dos defensores dentro del área y rematar al ángulo.

Guadalupe se quedó con 10 hombres poco antes del final cuando Michael Tacalfred fue expulsado con roja directa por una fuerte falta sobre Luis Henríquez. Un penal ejecutado por Gabriel Gómez a los 57 puso el 3-0 y todo parecía liquidado.

Pero el conjunto caribeño reaccionó con dos goles de Brice Jovial, quien había ingresado en el segundo tiempo. Jovial anotó a los 63 y 72.

Así, de repente, el partido se hizo emotivo y los panameños sufrieron para mantener el resultado.

"El partido se nos fue de las manos un poco", dijo Pérez. "Sacamos el resultado, pero tenemos que corregir errores".

"Con un hombre más, ellos pudieron tener más la pelota, pero ganó el mejor. Fue un resultado justo", comentó el técnico de Guadalupe Roger Salnot.

En el partido de fondo, Jozy Altidore anotó el primer gol y dio el pase para que Clint Dempsey convirtiese el segundo en la victoria de Estados Unidos.

El gol de Altidore fue a los 15 tras un pase a profundidad de Landon Donovan. Dempsey convirtió a los 62 al centro de bajo de Altidore.

Estados Unidos dominó desde el vamos y ofreció otra imagen, luego de la goleada 4-0 que sufrió el sábado pasado ante España en un amistoso.

Pero el técnico Bob Bradley no alineó en ese fogueo a los principales titulares, como el caso de Donovan, dando prioridad al campeonato de selecciones de la CONCACAF.

"El resultado del partido contra España nos afectó un poco", dijo Altidore. "Pero ya pasó y tenemos que aprender de ello. Tendremos adelante compromisos más difíciles".

Ambos partidos se jugaron en el Ford Field de Detroit, con una cancha de césped colocada especialmente para la jornada.

La actividad en el grupo continuará el sábado con los choques Canadá-Guadalupe y Estados Unidos-Panamá en Tampa, Florida.