El español Jorge Lorenzo (Yamaha), actual campeón y líder de la general del Mundial de MotoGP, encara el próximo Gran Premio de Gran Bretaña, que se disputará en el circuito de Silverstone, "muy contento" porque han "conseguido ser constantes en este comienzo de temporada".

Lorenzo se congratula de salir del Gran Premio de Cataluña como líder del Mundial por delante del australiano Casey Stoner, ganador en Montmeló, y en principio su gran rival ante la ausencia del también español Dani Pedrosa tras romperse la clavícula en Le Mans.

El piloto balear aseguró, en declaraciones distribuidas por su equipo, que Silverstone es un circuito que le "gusta", donde ganó el pasado año en la que opinó que fue una de sus mejores carreras.

"Técnicamente fue perfecta. Sé que esta temporada será más complicado, pero Yamaha está trabajando duro mientras nosotros nos centramos carrera a carrera, buscando siempre el podio", apuntó.