Los estudiantes de secundaria homosexuales y bisexuales tienden más a fumar, beber alcohol y a tener otras conductas riesgosas que sus compañeros heterosexuales, de acuerdo con un estudio del gobierno de Estados Unidos difundido el lunes.

El informe de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), basado en encuestas anónimas realizadas a 156.000 estudiantes de secundaria, es el más grande realizado por el gobierno que examina la orientación sexual y el comportamiento de los adolescentes. Otros estudios más pequeños han tenido resultados similares.

Los investigadores hicieron preguntas sobre decenas de actividades riesgosas, como no ponerse un casco al montar bicicleta, consumir drogas o intentar suicidarse. Los estudiantes gays, lesbianas y bisexuales reportaron un comportamiento peor en entre la mitad y 90% de las categorías, dependiendo del lugar de la encuesta.

Los expertos de la CDC no saben con certeza por qué. El estudio no preguntó a los jóvenes por qué fumaban o intentaban suicidarse o hacían otras cosas peligrosas.

Pero los estudiantes gays, lesbianas y bisexuales enfrentan el estigma y el rechazo social.

"Muchos comportamientos riesgosos se relacionan a cómo la gente se ve a sí misma y al ambiente en que se encuentran", dijo la autora principal de el estudio, Laura Kann, de la división de la salud juvenil y escolar de los CDC.

Los estudios se hicieron entre 2001 a 2009.

Algunos otros de los resultados de la encuesta fueron:

— Entre 8 y 19% de los estudiantes heterosexuales dijeron que fumaban cigarrillos. Entre los estudiantes gays y lesbianas, de 20 a 48% respondieron que fumaban.

— Entre 4 y 10% de los estudiantes heterosexuales dijeron que intentaron suicidarse en el último año. Para los estudiantes gays y lesbianas, el resultado fue de entre 15 y 34%. Para los estudiantes bisexuales, fue de entre 21 y 32%.

— Entre 3 y 6% de los estudiantes heterosexuales dijeron que vomitaron o usaron laxantes para perder peso o mantenerse delgados. Para los estudiantes gays y lesbianas, el resultado fue de entre 13 y 20%. Para los estudiantes bisexuales, fue entre 12 a 17,5%.