Racing consiguió una agónica victoria 1-0 ante Peñarol en la última fecha del torneo Clausura del fútbol uruguayo y logró salvarse del descenso.

Líber Quiñones, a los 80 minutos, marcó el único gol del cotejo disputado el domingo. Peñarol reservó a la mayoría de sus titulares para el choque del miércoles en el que recibirá a Santos de Brasil en la ida de la final de la Copa Libertadores.

La victoria de Racing dejó desahuciado a Central, que pese a que derrotó 1-0 a Danubio será el tercer equipo que descienda a la segunda división la temporada entrante junto a Tacuarembó y Miramar, que ya habían perdido la categoría hace dos fechas.

Nacional, a pesar de que el sábado perdió 2-0 ante Rampla en el inicio de la fecha, ya se había coronado campeón anticipado el fin de semana anterior.

El título le permite a Nacional la posibilidad de jugar una final el próximo domingo contra Defensor, que había sido campeón del torneo Apertura en el segundo semestre del año anterior, para dirimir el título de campeón uruguayo de la temporada.

Como Nacional fue el equipo que más puntos hizo en la suma de ambos campeonatos, en el caso de ganar ese partido ya será campeón. En cambio, si el que gana es Defensor, deberán jugarse dos finales más.

En los otros encuentros de la última fecha también se definieron los dos cupos de Uruguay a la próxima Copa Sudamericana, que le corresponderán a Fénix y Bella Vista.

Fénix derrotó 1-0 a El Tanque y Bella Vista igualó 2-2 con River Plate.

Nacional, Defensor y Peñarol, por su parte, se clasificaron a la próxima Copa Libertadores.

En los otros choques de la etapa, el sábado Wanderers goleó 4-0 a Miramar, y el domingo Defensor se impuso 1-0 a Tacuarembó y Cerro le ganó 2-0 a Liverpool.