Los Pistons de Detroit despidieron el domingo al entrenador John Kuester, apenas cuatro días después de que Tom Gores alcanzó a un acuerdo para adquirir la franquicia a Karen Davidson.

Kuester tuvo una foja de 57-107 en dos años con Detroit, que no pudo clasificarse a la postemporada en dos campañas consecutivas por primera vez desde que estuvo ausente entre 1993 y 1995.

Detroit ganó su tercer campeonato en el 2004 dentro de una racha de seis años en la que el equipo alcanzó por lo menos la final de conferencia, pero los Pistons terminaron con fojas de 27-55 en 2009-10 y de 30-52 en la recién concluida campaña regular.

Las butacas vacías fueron una imagen común en los partidos como locales, y eso — aunado a conflictos entre jugadores y entrenadores — contribuyó a generar un sentimiento de desánimo.