Las autoridades de Tailandia quieren prohibir que los turistas extranjeros se hagan tatuajes budistas por considerar la práctica ofensiva.

El Ministerio de Cultura ha recibido quejas de los habitantes porque los extranjeros que no son budistas se están tatuando imágenes sagradas de Buda y otros símbolos religiosos, de acuerdo con un comunicado publicado en la página de internet de la dependencia.

El titular del ministerio Niphit Intharasombat dijo que la entidad a su cargo le ha pedido a todos los salones de tatuajes que abandonen la práctica.

"Los extranjeros consideran estos tatuajes una moda", dijo Niphit. "No piensan en respetar la religión o quizás no se dan cuenta" que pueden ser ofensivos.

Tailandia es mayoritariamente budista y las imágenes de Buda son consideradas objetos sagrados. Millones de extranjeros visitan al país del sureste asiático cada año.

La agencia de noticias estatal NNT reportó que Niphit le pidió a los gobernadores provinciales inspeccionar los salones de tatuajes y pedirles cooperación. La agencia reportó también que Niphit esta promoviendo una ley que prohibiría que los extranjeros se hagan tatuajes de Buda.

Sin embargo, Ladda Thangsupachai, el director del centro de supervisión cultural del ministerio, dijo el jueves que colocarse tatuajes de imágenes religiosos aún no está prohibido por las leyes tailandesas.