La ministra de Economía, Elena Salgado, explicó hoy que España apoyará la candidatura de México al Fondo Monetario Internacional (FMI) debido a que comparten silla en este organismo y su voto es "indivisible", aunque matizó que quien les gustaría que alcanzase la gerencia es la francesa Christine Lagarde.

En una rueda de prensa en el Ministerio de Economía, Salgado explicó que esto "lo sabe el candidato mexicano incluso antes de ser candidato", en referencia al gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, con quien ayer se entrevistó a su paso por Madrid.

España comparte silla con México, Venezuela y otros países centroamericanos con menor peso en el FMI y precisamente es México quien en estos momentos ostenta el puesto de director ejecutivo de la silla, con lo que el voto del resto de los países será inevitablemente para Carstens.

El peso de México y de España es similar en esta silla, explicó la vicepresidenta segunda del Gobierno.

Pero al margen de esto, Salgado aseguró que "la consideración de España es que la ministra francesa es una excelente candidata y es quien nos gustaría que ocupara la posición del FMI".

El mexicano, que cuestiona que el FMI deba ser siempre dirigido por un europeo, y la francesa Christine Lagarde se encuentran inmersos en sendas giras internacionales para recabar votos para el Fondo Monetario Internacional, un relevo que se ha precipitado tras la dimisión de Dominique Strauss-Kahn.