Bahrein le pidió al organismo rector de la Fórmula Uno que fije una nueva fecha para su Gran Premio cuando se reúnan el viernes, y el país afirmó que está regresando a la normalidad a pesar de los problemas políticos que sufre desde hace meses.

Zayed Rashid Alzayani, director del circuito internacional de Bahrein donde se realiza el Gran Premio de Bahrein, le dijo a la AP que la nación del Golfo Pérsico está lista para realizar la carrera "hoy mismo".

Alzayani indicó que espera que la carrera se pueda realizar en octubre o noviembre, para que coincida con el GP de Abu Dhabi del 13 de noviembre.

Esta es la primera vez que Bahrein ha dicho oficialmente que su federación de automovilismo propuso fijar una nueva fecha para la carrera, programada originalmente para marzo pero cancelada en medio de protestas antigubernamentales que dejaron 30 personas muertas.

"Creemos que estamos en una situación en la que podemos realizar el evento", dijo Alzayani. "Las cosas se calmaron mucho en Bahrein. La vida regresó a la normalidad. En realidad estamos dispuestos a realizar la carrera cuando sea".

La decisión sobre la carrera se tomará el viernes cuando se reúna en Barcelona el Consejo Mundial de Automovilismo.