Poco más de 300.000 licencias para trabajo por cuenta propia se entregaron en Cuba en los primeros cinco meses del presente año, una cifra que supera lo previsto en el proceso de apertura a la iniciativa privada encabezado por el presidente Raúl Castro, según datos oficiales.

De acuerdo a los datos del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social publicados el sábado por el diario oficial Granma, hasta el pasado 30 de abril, "309.728 personas en Cuba ejercían trabajo por cuenta propia, (unas) 220.000 constituían nuevas autorizaciones otorgadas desde el pasado mes de octubre".

Castro inició en el año 2010 un proceso de apertura a la iniciativa privada en la isla donde la economía tiene un fuerte control estatal.

De acuerdo a lo explicado por el propio mandatario el modelo cubano seguirá siendo socialista pero se llevará a cabo una "actualización" del sistema que incluye la eliminación progresiva de los subsidios del Estado.

Además el gobierno anunció inicialmente una racionalización del mercado laboral en el sector público que suponía el despido de 500. 000 empleados estatales en los primeros seis meses del presente año, pero el cronograma para la aplicación de esta medida se extendió, según lo anunció Castro.

La información de Granma, órgano oficial del Partido Comunista de Cuba, precisó que "la actividad de elaboración y venta de alimentos" es la más solicitada seguida por "la transportación y carga de pasajeros".

Además se precisó que la capital cubana es la provincia con mayor número de autorizaciones otorgadas.

El gobierno de Raúl Castro está buscando soluciones para salir de una grave crisis económica y se vio golpeada por el incremento de los precios de los alimentos y los combustibles en el mercado internacional.

Las leyes del embargo económico de Estados Unidos contra Cuba desde hace cinco décadas no le permite a la isla tener acceso a los créditos de los grandes organismos internacionales.