La policía de Uganda colocó el jueves al principal líder de oposición, Kizza Besigye bajo arresto domiciliario luego de que ocurriera un enfrentamiento frente a su casa, informó el dirigente.

Besigye dijo que consultará con sus abogados sobre la legalidad de lo que se le dijo que sería un "arresto preventivo".

Besigye dijo que se le dio la opción de regresar a su casa o ser llevado a la cárcel. Decidió regresar a su casa.

Besigye encabezaba marchas "de caminar al trabajo" para protestar contra la corrupción gubernamental así como para protestar por los altos costos de los alimentos y combustibles.

Las marchas han derivado en actos violentos entre la policía y los manifestantes.

El grupo defensor Human Rights Watch advirtió que la policía mató a nueve personas durante las marchas.

La policía mantuvo una firme presencia cerca de la casa de Besigye. Un vocero gubernamental dijo que pronto emitirán un comunicado al respecto.