La Reserva Federal dio a conocer el miércoles sus minutas, en las que reveló que el mes pasado llegó a un consenso acerca de que la economía mejora gradualmente y comenzó a discutir cómo revertir las políticas que adoptó durante la recesión para inyectar miles de millones de dólares a las finanzas del país.

Algunos integrantes de la Fed dijeron que el banco central podría comenzar a subir las tasas de interés este año para prevenir la inflación. Cualquier esfuerzo para restringir el crédito podría aumentar las tasas de interés en algunas hipotecas, tarjetas de crédito y otros préstamos al consumidor.

Los encargados de diseñar las políticas de la Fed no se comprometieron a tomar una decisión en la reunión del 26 y 27 de abril, de acuerdo con los documentos.

Sin embargo, reconocieron que si la economía mantiene su firme crecimiento, la Fed necesitará retirar sus masivos programas de estímulo y tomar medidas para evitar que los precios al consumidor se salgan de control.

En lo general, las autoridades estuvieron de acuerdo en que el primer paso debe ser que el banco central deje de reinvertir el dinero de sus activos en hipotecas y valores del Tesoro. Eso es congruente con los comentarios hechos por el presidente de la Fed, Ben Bernanke, en una conferencia de prensa después de la reunión del 27 de abril.

Sin embargo, la medida tendría sólo un impacto limitado en los intereses que los estadounidenses pagan por sus préstamos.

La mayoría de los participantes dijo que el mejor método para restringir el crédito sería subiendo la tasa de interés de fondos federales, que ahora está un récord cercano al cero. Este es el interés que los bancos se pagan entre sí cuando se prestan dinero. La mayoría de los funcionarios de la Fed prefieren aumentar dicha tasa antes de vender inversiones hipotecarias del vasto portafolio del banco central.

Algunos integrantes piensan que la institución debe comenzar a enviar señales a los inversionistas de que las tasas de interés necesitan elevarse. Otros opinan que este año la Fed podría comenzar a subir las tasas de interés clave o empezar a vender algunos valores de su portafolio.

Chris Rupkey, economista de Bank of Tokyo-Mitsubishi UFJ, dijo que la Fed podría comenzar a subir las tasas de interés casi a finales de 2011.