Un cibersitio turco que difundió videos comprometedores que obligaron a cuatro políticos ultraderechistas a renunciar amenazó el miércoles ventilar nuevos videos sexuales potencialmente perjudiciales para más políticos de la oposición antes de las elecciones del mes próximo.

Un grupo autodenominado "Nacionalistas diferentes" dijo tener videos de otros seis altos miembros del Partido Acción Nacionalista e instó al líder del partido, Devlet Bahceli, a renunciar antes de las elecciones generales del 12 de junio.

Bahceli respondió que su partido "no cederá ante amenazas ni chantajes" y agregó que ningún otro dirigente renunciará a causa de nuevos videos en internet. Los cuatro altos miembros del partido renunciaron este mes cuando los videos filmados en secreto los mostraron en aventuras extramaritales.

Bahceli acusó a partidarios del primer ministro Recep Tayyip Erdogan de estar detrás de los videos para perjudicar deliberadamente al partido de ultraderecha, que apela a votantes nacionalistas y religiosos. El partido de Erdogan lo ha negado.

El escándalo podría tener repercusiones de largo alcance para la democracia turca si el partido nacionalista no entra en el Parlamento en las elecciones.

Erdogan rechazó el miércoles las denuncias de que su partido tuviese que ver con el escándalo y aseguró que las autoridades trataban de impedir la difusión de los videos en internet.

Las encuestas de opinión muestran que el partido ultraderechista ronda el mínimo apoyo del 10% destinado a mantener a los partidos pequeños fuera del Parlamento. Si no alcanza esa barrera, sus votos serían redistribuidos entre los partidos representados en el Parlamento, lo que daría aun más poder al partido gobernante de Erdogan, al que se ha acusado de autoritarismo.

El partido gobernante parece dirigirse sin dificultades a un tercer término en el poder, pero busca una mayoría significativa que le permita modificar la Constitución.