El legendario Harmon Killebrew, miembro del Salón de la Fama, que conectó 573 jonrones en 22 temporadas como profesional falleció hoy, martes, a la edad de 74 años, rodeado de toda su familia.

La muerte del fallecimiento de Killebrew, que residía en Scottsdale (Arizona), fue dada a conocer por los Mellizos de Minnesota, el equipo con el que se hizo famoso y triunfo gracias a los cuadrangulares monumentales que conectó durante su etapa de jugador en activo.

Killebrew, un miembro del Salón de la Fama, había anunciado en diciembre que sufría un cáncer de esófago, y en el momento de su fallecimiento se encontraba acompañado por su esposa, Nita, y el resto de familiares.

La semana pasada también había manifestado que ya no tenía fuerzas para seguir la lucha contra la mortal enfermedad y que prefería tener el mayor descanso y encuentro con los suyos durante los últimos días de su vida, deseo que le fue respetado por el equipo de doctores que lo atendía.

Killebrew conectó 573 jonrones en su carrera que abarcó 22 temporadas, con lo que ocupó el undécimo lugar en la lista histórica de las Grandes Ligas de todos los tiempos.

El legendario toletero logró ocho temporadas con 40 o más de jonrones para mantenerse empatado en el segundo lugar de todos los tiempos con otro mítico como fue Babe Ruth.

El comisionado del béisbol de las Grandes Ligas, Bud Selig, dijo que no sólo se iba uno de las figuras más emblemáticas del deporte pasatiempo nacional sino también una persona llena de valores en todos los aspectos.