Home Depot, la cadena de tiendas de bricolaje y reformas del hogar más grande del mundo, informó hoy que en el primer trimestre de su año fiscal ganó 812 millones de dólares, un 12 % más que en el mismo periodo del ejercicio anterior.

La empresa, con sede en Atlanta (Georgia), anunció que su ganancia neta en el trimestre finalizado el 1 de mayo fue de 50 centavos por acción, frente a los 43 centavos obtenidos en la misma fecha de 2010, cuando contabilizó unos beneficios de 725 millones de dólares.

Los ingresos de la firma estadounidense alcanzaron en ese primer trimestre fiscal 16.823 millones de dólares, lo que supone un descenso del 0,2 % respecto al mismo periodo del ejercicio fiscal precedente.

Esas cifras estuvieron en línea con las previsiones de los analistas, que esperaban una ganancia neta de alrededor de 49 centavos por título, aunque en lo relativo a las ventas, quedaron por debajo de los 17.100 millones de dólares previstos.

"Nuestras ventas descendieron ligeramente debido a una débil temporada primaveral de ventas, pero para el resto del año esperamos que las ventas crezcan al ritmo que ya informamos anteriormente", indicó en un comunicado el presidente y consejero delegado de la firma, Frank Blakem, tras presentar las cuentas.

Así, en cuanto a sus expectativas para el resto del año, Home Depot situó al alza su ganancia por acción, hasta alrededor de 2,24 dólares.

Los resultados de esta firma, la más grande del país en venta de artículos para mejoras y reformas del hogar, es seguida con mucha atención por inversores y analistas ya que se consideran como uno de los indicadores que marcan la recuperación o no de la economía estadounidense.

Home Depot dispone de un total de 2.245 tiendas, cuyo mayor número están en Estados Unidos (incluyendo las de Puerto Rico, Islas Vírgenes y Guam), pero también cuenta con establecimientos en Canadá, México y China.

Las acciones de Home Depot, una de las firmas que integra el Dow Jones de Industriales, el principal índice de la Bolsa de Nueva York, se revalorizaban el 1,7 % una hora después de la apertura, hasta situarse en 37,62 dólares, mientras que acumulan una subida del 21,57 % en los últimos seis meses.