Los presidentes Evo Morales, de Bolivia, y Cristina Fernández, de Argentina, inaugurarán en junio un gasoducto que permitirá a los bolivianos aumentar sus envíos de gas a Argentina, informó el lunes el presidente de la estatal petrolera YPFB.

El ducto permitirá incrementar los despachos "gradualmente" desde 7 millones de metros cúbicos de gas por día este año a 11 millones diarios en 2012, hasta 27,7 millones por día el año 2026, según el último acuerdo que suscribieron los dos países, informó en rueda de prensa Carlos Villegas, presidente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

Denominado Gasoducto de Integración Juana Azurduy (GIJA) en honor de una heroína boliviana que combatió en el ejército argentino en las guerras por la independencia, la tubería llevará el gas desde Campo Grande hasta Madrejones en territorio boliviano y en el lado argentino hasta Campo Durán.

Tendrá una longitud de 48 kilómetros, 13 en territorio boliviano y 35 en Argentina, con 32 pulgadas de diámetro.

En el futuro la tubería se acoplará al Gasoducto del Nor Este Argentino (GNEA), y la inversión prevista alcanza a 88 millones de dólares.

El gobierno boliviano anunció un amplio plan de inversiones en la exploración de nuevos campos de gas y petróleo que permitan aumentar las reservas para cumplir contratos con Brasil y Argentina y el creciente mercado interno.

Villegas anunció este año la inversión de 1.814 millones de dólares, el monto más alto de los últimos años. Una gran parte son recursos del Estado y otra de petroleras privadas que trabajan al servicio de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

"Vamos a tener producción suficiente con las inversiones en curso", dijo Villegas.

Morales nacionalizó los hidrocarburos en 2006 y desde entonces las inversiones extranjeras han tenido una baja. El gobierno busca revertir la tendencia.

El 19 y 20 de mayo, la estatal petrolera boliviana convocó a un Congreso Internacional de Gas y Petróleo para analizar la situación de la industria en el mundo y promocionar su plan para atraer inversiones exploratorias.