El primer ministro de la India viajará a Afganistán en los próximos días con el objeto de reafirmar el compromiso de Nueva Delhi en la ayuda para estabilizar el país devastado por la guerra, informó el miércoles un funcionario de alto rango.

El viaje del primer ministro Manmohan Singh se realiza en momentos en que Estados Unidos enfrenta crecientes presiones para retirar sus tropas después de la eliminación de Osama bin Laden, dejando a Afganistán más dependiente de la ayuda de los aliados regionales.

Singh se entrevistará con el presidente Hamid Karzai para abordar la estabilidad regional, dijo un funcionario de su gobierno.

La visita de Singh es prevista para los próximos días aunque las fechas no han sido reveladas por razones de seguridad después del asesinato de Osama bin Laden, dijo un funcionario que pidió mantenerse anónimo.

Los gobiernos de India y Afganistán comparten una mutua desconfianza de Pakistán, lo cual les convierte en posibles aliados. Karzai había afirmado que la búsqueda de bin Laden debería haberse realizado en Pakistán, y no Afganistán. India acusa a abiertamente a Pakistán de albergar y entrenar a terroristas que han perpetrado ataque en la India.

Los planes de Estados Unidos de comenzar a retirar sus fuerzas militares de Afganistán en julio y de entregar la responsabilidad de la seguridad del país a las fuerzas afganas. La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) tiene previsto retirar sus tropas en el 2014. El gobierno de Obama se enfrenta a una serie de presiones a nivel nacional después del asesinato de bin Laden a fin de que retire sus fuerzas de Afganistán.

Singh, que llega con una amplia comitiva de ministros y otros funcionarios, anunciará un nuevo paquete multimillonario de asistencia durante su visita de dos días, dijo el funcionario.