Un aventurero suizo conocido como el "hombre cohete" completó un vuelo sobre el Cañón del Colorado en su traje autopropulsado, anunció el martes su patrocinador.

El equipo de Yves Rossy dijo que el suizo voló a velocidades de hasta 305 kilómetros (190 millas) por hora antes de desplegar su paracaídas y descender sobre el lecho del cañón.

Rossy, de 51 años, dijo que el vuelo fue una de las experiencias más memorables de su vida.

El "hombre cohete" estuvo en el aire más de ocho minutos el sábado a 60 metros (200 pies) por sobre el borde del cañón en la reservación indígena Hualapai, precisó el fabricante de relojes suizo Breitling.

Un vuelo planeado el viernes ante la prensa se canceló cuando Rossy determinó que sería demasiado exigente sin algunas prácticas previas. La Administración Federal de Aviación le había dado el visto bueno menos de una hora antes del horario previsto para el vuelo.