La agencia de calificación Standard & Poor's rebajó hoy de nuevo su calificación de la deuda griega al situar las notas del débito a largo y corto plazo en B y C, respectivamente, desde BB- y B.

La agencia anunció en un comunicado que mantiene la calificación de la deuda griega bajo vigilancia negativa, lo que significa que puede volver a rebajarla.

Para S&P, la rebaja de la calificación decidida hoy refleja lo que, a su juicio, es "el creciente parecer" entre los países de la eurozona de extender los plazos de vencimiento del rescate concedido hace un año para evitar la bancarrota de Grecia.