La Secretaría del Ambiente (Seam) de Paraguay prohibió la pesca comercial del manguruyú, uno de los peces más grandes de agua dulce, "debido a su acelerado proceso de depredación", informó hoy el organismo.

La prohibición rige desde el 1 de mayo y se extenderá hasta el 30 de abril de 2012, indicó la Seam en un comunicado, en el que aclara que se permitirá excepcionalmente la expedición de guías de traslado por el término de 60 días "al solo efecto de agotar la existencia de los ejemplares acopiados".

La especie manguruyú, cuyos nombres científicos son "paulicia lutkeni" y "zungary jahu", es considerada como vulnerable por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza tras una evaluación regional del estado de amenaza de los peces comerciales de Argentina y Paraguay

Se trata de un pez de cabeza grande, habita además en ríos y arroyos de Brasil, es color pardo barroso, no tiene escamas y su carne es muy apreciada.

La Seam detalla que entre 2005 y 2009 se registró una disminución de aproximadamente el 85 % de la población de esta especie, que frecuenta ríos caudalosos anchos y profundos.

Por otro lado, la Seam decidió también levantar este lunes la veda temporal impuesta para la pesca comercial del salmón de río (brycon orbigniauns), cuya prohibición regía hasta el 30 de abril de 2012.

"Se dispuso, asimismo, proseguir con el estudio poblacional de la especie, a fin de establecer pautas para su manejo y uso sustentable", según el texto oficial.