El alero de los Lakers, Ron Artest, fue suspendido para el tercer partido de la serie de segunda ronda de los playoffs de la NBA contra los Mavericks de Dallas.

Artest fue castigado por la NBA por pegarle en el rostro con el antebrazo al base puertorriqueño de Dallas, J.J. Barea, cuando restaban 24 segundos del partido del miércoles por la noche. El tercer juego es el viernes.

Artest fue expulsado de inmediato, y la liga anunció el jueves que también lo acusó de cometer una falta intencional.

Los Angeles, de antemano con una desventaja de 0-2 en la serie, ahora tendrán que jugar un partido crucial sin su alero titular.

"No hay reacción", dijo Artest en jueves en Los Angeles, antes de abordar un vuelo con el equipo rumbo a Dallas. "Solamente estoy listo para dejar esto atrás y jugar".

Barea botaba el balón cerca de Lamar Odom, de los Lakers, con 24 segundo por jugar en un partido que de antemano estaba decidido cuando Artest se acercó y alzó su antebrazo para golpear la cabeza del escolta. Artest fue expulsado de inmediato. La liga informó el jueves que la falta será considerada como flagrante. Una acumulación de puntos por faltas flagrantes podría llevar a otra suspensión.

"No me sorprende", dijo el entrenador de los Lakers, Phil Jackson.

Los Lakers perdieron los primeros dos juegos de la serie en casa. Solamente tres equipos en la historia de la NBA se han recuperado de un inicio similar para después ganar una serie a ganar cuatro de siete encuentros.

La presencia defensiva y tenacidad de Artest lo han convertido en parte importante del esquema de juego de los Lakers. Ha sido jugador titular en todos los 90 partidos de la temporada regular y la postemporada por Los Angeles. En esta serie ante Dalla, jugó 31 minutos en cada uno de los primeros dos duelos, para promediar 6,5 puntos.

"Tenemos un juego muy importante mañana", dijo Artest. "No hay nada más importante que el tercer partido".