Argentina cuenta desde hoy con dos nuevos diarios "populares" que dan prioridad a "la espectacularidad informativa" y hacen frente a los informes globales que advierten sobre un descenso en la venta de periódicos ante el avance de internet.

Se trata de las publicaciones Muy, del Grupo Clarín, el mayor conglomerado de medios del país, y Libre, de Editorial Perfil, cuyas portadas destacan este lunes la muerte del líder de Al Qaeda, Osama bin Laden, en su título principal.

"Aunque hay muchos diarios en Buenos Aires, creemos que existe un espacio para una propuesta innovadora. La nuestra tendrá una configuración que privilegia la espectacularidad informativa. Y una valoración periodística basada en lo interesante, lo útil y lo cercano", explicó el director de Muy y editor general adjunto del diario Clarín, Ricardo Roa.

Para el jefe de Redacción de Libre, Darío Gallo, el desafío es crear un diario que rompa "con la tradición de solemnidad de la prensa argentina" con notas "que conmuevan, fotos que deslumbren o títulos que hagan sonreír".

"La gente deja de comprar diarios, entre otros muchos factores, por las nuevas costumbres. Pero tendremos nuevos lectores si sabemos cómo hacerles más fácil y más rápido el contacto con la información", definió Gallo en una columna publicada en el primer número del diario.

Ambos periódicos, que se editarán de lunes a viernes, cuentan con fotografías impactantes de gran tamaño, imponentes títulos y diversas noticias de política, espectáculos, policiales y deportes, entre otras.

"El servicio al lector es uno de los ángulos principales. Y el lenguaje buscará la máxima comprensión: sencillo y sin complicaciones. Escribimos para la gente común sin caer en la chabacanería", sostuvo Roa, de Muy, que contempla una edición general y otra para la zona sur del conurbano bonaerense.