Un pronóstico de lluvia forzó la postergación del juego del lunes entre los Astros de Houston y los Rojos de Cincinnati.

El juego se disputará el jueves en la tarde, día que los equipos inicialmente tenían libre. Su serie de tres juegos en Cincinnati debía completarse con un partido diurno el miércoles.

Los Rojos planean activar al pitcher derecho Homer Bailey, quien ha estado en la lista de incapacitados, para abrir el jueves.

Con el pronóstico agorero, el juego fue postergado tres horas antes de su hora de inicio. Es la primera posposición que afecta a ambos equipos esta temporada.

Ya se acumulan 18 juegos postergados en las mayores en 2011, según STATS LLC, apenas a tres del total del año pasado.