El premio Nobel de Literatura de 2010, Mario Vargas Llosa, dijo que sintió "mucha pena" al enterarse de la muerte del escritor mexicano Carlos Fuentes, a quien le unía una amistad de 50 años.

"Me ha dado mucha pena enterarme de la muerte de Carlos Fuentes. Lo conocí hace cincuenta años y fuimos amigos todo este tiempo sin que nada, nunca, empobreciera esa amistad", dijo Vargas Llosa en un mensaje dictado a su hija Morgana para que lo colgara en la red social Twitter y confirmado por ella a Efe.

El novelista peruano agregó que Fuentes "deja una obra enorme que es un testimonio elocuente de todos los grandes problemas políticos y realidades culturales de nuestro tiempo".

"No sólo sus amigos sino muchísimos lectores lo vamos a extrañar", añadió el escritor.